Publicidad

Coronavirus y desempleo: el duro castigo al empleo en EEUU

La pandemia extendida a nivel mundial por el Covid-19, ha tenido serias consecuencias para la economía en casi todos los países del mundo. El virus llegó a Estados Unidos hace apenas unos meses, y ya ha conseguido causar miles de muertes y una crisis sanitaria grave. 

AYUDAS CORONAVIRUS

La economía del país se ha visto enormemente afectada también, y casi podríamos decir que se han perdido la misma cantidad de empleos que se consiguieron llevar a cabo en la última década. En otras palabras, y en base a datos publicados por expertos en la materia, en las últimas cuatro semanas, se han perdido 22 millones de puestos de trabajo. Exactamente la misma cantidad de empleos que se habían creado entre 2010 y 2020. 

No obstante, todo apunta a que las cifras podrían haber sido mucho peores. El mercado esperaba unas cifras de paro para la semana pasada de 5,5 millones, y ha obtenido 5,3. Evidentemente, esta ligera bajada no es motivo de celebración. En total, ya son 22 millones de desempleados en Estados Unidos, una cifra que conforma alrededor del 13% de los empleados del país. 

En base a los datos obtenidos hasta el momento, antes de la llegada del Covid-19 el porcentaje de parados era de apenas un 3,7%, y actualmente dicho porcentaje ha aumentado hasta el 16,7%. Las estadísticas de abril, que se publicarán a principios de abril, reflejaran cierto aumento, que los expertos pronostican que será menor en comparación con los que hemos visto hasta ahora.

Está claro que no podemos dejarnos llevar por el pánico ni por el pesimismo, pero, siendo realistas, las cosas van a seguir complicadas durante un tiempo. La caída de la publicidad ha provocado numerosas pérdidas de puestos de trabajo. Incluso Google,uno de los buscadores más famosos por excelencia a nivel mundial, se plantea cambiar de estrategia para no verse tan afectado a causa del virus.

De hecho, cabe destacar que la empresa Alphabet, uno de los núcleos imprescindibles de Google, ha decidido congelar los crecimientos de su plantilla. Además, como Google no genera el mismo nivel de ingresos, dicha empresa ya no puede destinar parte del dinero a otro tipo de recursos, como por ejemplo la inversión en Inteligencia artificial o en vehículos autónomos. Todo eso se va a ver parado, o como mínimo reducido, hasta que la situación se estabilice. 

Se trata de un momento muy delicado para todos, en el que debe prevalecer la supervivencia de los negocios antes que los nuevos logros. Lo principal es conseguir que todo se mantenga hasta que la pandemia mundial pase y la situación sanitaria y económica se estabilice. Para que algo así ocurra, todavía deben pasar unos cuantos meses. Sin caer en pesimismos, los expertos sostienen que 2020 no va a ser un buen año, y que será a partir del 2021 cuando veamos que todo vuelve poco a poco a la normalidad. 

Por si todo esto no fuera poco, se han agotado recientemente los 350.000 millones de dólares destinados a las ayudas para pymes, y hasta nuevo aviso el resto de ayudas permanecerán bloqueadas, por lo que se esperan largas negociaciones entre los partidos políticos para solucionar la situación. 

También puede interesarte

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *