Cómo utilizar el programa de autocalculo de prestaciones del SEPE

Tanto para quien ha perdido su empleo y desea saber cuál será el importe de su prestación por desempleo (y si tiene derecho), como quien ha agotado la prestación contributiva por desempleo y quiere saber si tiene derecho a un subsidio y su cuantía, el SEPE propone el uso de una calculadora de prestaciones desde su plataforma web.

¿Cobrar prestaciones por paro o subsidios evitan tener empleo?

Es importante, antes de nada, remarcar que, como el propio servicio de empleo señala en su portal, se trata de una calculadora indicativa, no vinculante. Es decir, el hecho de obtener un resultado puede orientar sobre el tipo de prestación a la que se tiene derecho, pero no implica ni su concesión, ni siquiera que sea aceptada tras su trámite que no se puede iniciar desde la propia calcular.

Dicho lo anterior, estamos ante una herramienta muy útil, que puede permitir conocer no sólo las cuantías a los que tenemos derecho, sino también si se tiene o no derecho a un subsidio, y qué tipo de subsidio.

Cómo funciona el programa de autocalculo de prestaciones del SEPE

Para acceder a la calculadora de prestaciones sólo se debe entrar en la plataforma web del servicio de empleo y buscar el programa de auto cálculo.

Desde allí se nos ofrecerán dos opciones:

  1. Calcular la prestación a la que se tiene derecho después de un despido
  2. Calcular el subsidio al que se tiene derecho después de agotar la prestación por desempleo

Se trata de una herramienta gratuita que, a diferencia de otras herramientas del SEPE no necesita registro ni identificación. Es simplemente un modelo de aproximación al tipo de prestación o subsidio al que tendríamos derecho.

Una vez seleccionada la opción que deseemos elegir, se inicia un proceso de preguntas que deben ser contestadas para poder generar la respuesta de la calculadora.

La respuesta final se ofrecerá en forma de:

  1. Tipo de prestación o subsidio
  2. Importe de la prestación o subsidio
  3. Duración

En todos los casos el resultado señala de manera clara que se trata de una información no vinculante. Y que para poder acceder a la prestación o subsidio se deben cumplir todos los requisitos exigidos para su concesión.

Pero, insistimos, si se trata de un mecanismo interesante desde el punto de vista de poder calcular el paro que nos va a quedar tras un despido, o si tenemos derecho a un subsidio tras haber agotado el periodo de prestación contributiva por desempleo.

Por otro lado, el hecho de no ser vinculante también tiene que ver con las posibles circunstancias que pueden llegar a modificar la prestación y que no se incluyen de manera directa en la calculadora.

En cualquier caso, una buena herramienta a tener en cuenta para aquellas personas que deseen calcular su paro o su subsidio de desempleo.

Publicidad