Publicidad

Qué son las bolsas de empleo para buscar trabajo

Las bolsas de empleo pueden ser un recurso útil a la hora de buscar trabajo. Por ello resulta conveniente saber más sobre esta figura.

buscar empleo

Son una de las opciones más interesantes y extendidas a tener en cuenta para acceder al mercado laboral. Se las conoce también como bolsas de trabajo, y son aptas tanto para organismos públicos como entidades privadas. Mediante su uso, las empresas consiguen nutrirse de perfiles idóneos para cubrir los puestos que necesitan.

Si estás en búsqueda activa de trabajo, deberías tener muy en cuenta este instrumento. En este post queremos facilitarte todas las claves para que sepas cómo usar las bolsas de trabajo en tu empeño por ocupar una vacante.

Qué es una bolsa de empleo

Se trata de un método a través del cual son publicadas las ofertas de trabajo de una organización u organismo. Por supuesto, también existe la posibilidad de que los demandantes de empleo se registren en ella.

Gracias a esto, muchos profesionales de distintos sectores consiguen hacerse visibles. Esto aumenta sus posibilidades, tanto para entrar en el mercado laboral como para mostrar su disposición a cambiar de empresa o de puesto de trabajo.

Se puede decir que la bolsa de empleo es un perfecto punto de encuentro para empresas y profesionales. Ambas partes salen favorecidas. Por un lado, permite que los empleadores localicen los perfiles que precisan. Mientras que, por otro, aquellas personas que están interesadas en encontrar un puesto de trabajo en concreto acceden a una vía para mostrar su capacitación y habilidades a los reclutadores.

En resumen, los candidatos registrados en una bolsa de empleo son patrocinados por empleadores para la contratación de vacantes notificadas o anunciadas. Las personas empleadas, que buscan trabajos más adecuados, también pueden registrarse en los Intercambios de empleo para aprovechar mejores oportunidades laborales.

APLICACIONES PARA BUSCAR TRABAJO

Tipos de bolsas de empleo

A día de hoy, existen dos tipos de bolsa de empleo, las bolsas de trabajo públicas y las bolsas de trabajo privadas. Veamos en qué consiste cada una de ellas:

Bolsa de empleo pública

Proviene de un estamento público. Las distintas administraciones dependientes de los distintos gobiernos ofertan los puestos de trabajo que están vacantes y que deben ser cubiertos según la legislación vigente para cubrir plazas en la Administración Pública.

Es importante destacar que cada comunidad autónoma posee su propia bolsa de empleo pública. A través de ellas puedes recibir información sobre los empleos públicos de cada una de las autonomías del estado.

También los ayuntamientos poseen sus propias bolsas de empleo. Los interesados pueden informarse a través de sus páginas web o en la propia sede del consistorio de su ciudad o de las oficinas habilitadas para ello.

Como ya hemos mencionado anteriormente, los organismos y empresas pertenecientes a la Administración Pública deben cumplir con los requisitos legales previstos para la contratación de personal. Es más, si deseas formar parte de una o de varias de estas bolsas, los convocantes correspondientes deberán hacer pública una convocatoria a través de la cual se recojan todos los requisitos.

Las publicaciones se llevan a cabo, generalmente, a través de los boletines oficiales. Como norma general se incluye la fase de concurso, en la que se acredita que se cumple con los requisitos exigidos.

Una vez que ya se ha realizado este trámite, los candidatos admitidos deberán cumplir con la fase de oposición. En ella tendrán que realizar un examen como opositor. Según los resultados obtenidos, el organismo publicará la lista de admitidos que podrán entrar a formar parte de la bolsa de trabajo.

Bolsas de empleo privadas

Dentro del ámbito privado, existen tres tipos diferentes de bolsas de trabajo. Son las siguientes:

Bolsa de trabajo de empresas. Las grandes empresas privadas disponen de sus propias bolsas de empleo. Su finalidad es reclutar talento para esos puestos de trabajo que presentan un mayor nivel de crecimiento o que conllevan un elevado índice de rotación. La bolsa de trabajo resulta muy útil a las organizaciones privadas. Esto sucede porque pueden contar con un cupo de aspirantes a cubrir ciertos perfiles, lo que les permite tener previstas las necesidades de la empresa en un futuro y en materia de personal. De esta forma, se facilita el proceso de selección, pudiendo acceder rápidamente a posibles candidatos para vacantes concretas.

Bolsa de trabajo de plataformas de empleo.Por lo general, los portales de trabajo también utilizan sus propias bolsas de empleo. Gracias a esto, logran disponer en todo momento de un cupo de perfiles aptos para cubrir las vacantes que se precisan más habitualmente. Esta forma de actuar les permite agilizar el servicio que prestan a las organizaciones que son sus clientes.

Bolsa de trabajo de instituciones de formación. Gran parte de los centros de formación online, academias por internet y, sobre todo, las universidades abren bolsas de trabajo para sus propios alumnos. Esta es la forma en que les proporcionan una oportunidad para que puedan obtener experiencia desempeñando las funciones de los estudios realizados o conseguir créditos de libre configuración.

También te puede interesar leer estos artículos

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *