¿Mentiras en el currículum?

Por desgracia, se trata de una práctica bastante extendida en el mercado laboral, a pesar de no ser nada recomendable. Mentir en nuestro currículum vitae puede tener terribles consecuencias, como el despido directo por parte de la empresa que nos haya contratado si descubren la mentira. 

Seguramente a lo largo de nuestra vida, en algún momento, nos habremos planteado añadir alguna mentira en nuestro currículum. Puede que para hacerlo mucho más completo, para que la empresa en concreto se fije en nosotros, etc. Sea cual sea la razón por la que lo hemos pensado, o incluso hemos llegado a intentar hacerlo, debemos desechar esta idea por completo.

Currículum ciego ventajas e inconvenientes

La información falsa en los curriculum

Añadir a nuestro currículum vitae información falsa, es un acto muy arriesgado. No sólo es inmoral, ya que estamos diciendo que tenemos una formación que realmente no tenemos, o que hemos trabajado en un sitio en el que realmente no hemos trabajado. Sino que, si la empresa nos llegase a pillar, además del despido, podrían incluso presentar cargos legales en nuestra contra, y estarían en todo su derecho de hacerlo. Claro que esto último depende de la gravedad de la mentira que hayamos añadido, y es precisamente por ello por lo que no habría ni que planteárselo.

Si que es cierto que nos encontramos en unos momentos especialmente complicados para encontrar empleo, y que conforme se acerca la navidad, estarán disponibles puestos de trabajo a los que querrán acceder millones de parados en el país. Pero ni siquiera deberíamos mentir en este caso, aunque se entiende que es por necesidad.

Como ya hemos mencionado antes, es una práctica que puede sancionarse incluso con cargos legales, dependiendo de la mentira. Por ejemplo, si decimos en un nuestro currículum que poseemos un nivel superior de inglés que no tenemos, no es un motivo para que ninguna empresa nos denuncie. Pero si decimos que tenemos la carrera de periodismo cuando no hemos pasado de la ESO, eso ya sí que es un motivo de peso y una mentira muy grave.

Por lo tanto, de querer mentir en el currículum, lo mejor es hacerlo discretamente, pudiendo defender el engaño y salir airoso en la entrevista de trabajo o una vez que tengas el propio empleo. De lo contrario, pasarás un muy mal rato ante los entrevistadores, además de que es muy probable que te tachen de mentiroso y lo difundan para que otras empresas similares ni se planteen tu contratación.

Los expertos opinan que mentir para engordar, mejorar o adornar nuestro currículum vitae, no debería hacerse en ningún caso. Aun así, reclutadores de todo tipo de empresas se encuentran a diario con mentiras de todo tipo por parte de los candidatos a los que entrevistan.

Una de las mentiras más comunes, es respecto al nivel de inglés que poseen.De hecho, cuando un reclutador ve el famoso nivel medio en el currículum de la persona a la que está entrevistando, ya tiende a desconfiar bastante de la persona que tiene delante. También resulta muy habitual mentir sobre el nivel académico que se posee, y recordamos que esto puede llegar a ser motivo de denuncia por parte de la empresa si nos descubren.

Y, sin duda alguna, se miente especialmente en lo referente a  trabajos realizados y en la experiencia laboral que se posee. Algo completamente absurdo, porque al final el reclutador o tu propio jefe acabará por pillarte en la mentira tarde o temprano, por lo que realmente no merece mucho la pena hacer algo así.

Publicidad